El pasado 13 de noviembre el cantautor canadiense Neil Young, estuvo de cumpleaños y decidió celebrar sus 71 primaveras cantando para los protestantes del Standing Rock. Este poblado es de hecho una reserva indígena que atraviesa por una difícil situación debido a la construcción del oleoducto, Dakota Access Pipeline, por parte de la petrolera Energy Transfer Partners. La preocupación de las comunidades Sioux de la zona es que las obras, así como las fugas a futuro podrían afectar las fuentes de agua natural en la región.

Desde siempre todo lo referente a la tierra ha sido una preocupación de Young, por ello ha escrito en su publicación en Facebook: “Hoy tuve mi deseo de cumpleaños, mi chica me llevó a #StandingRock #WaterIsLife, aquellos que dañan a la Madre Tierra nos están dañando a todos nosotros, olvídense de ellos, aún no lo ven.”

 

Neil demostró su apoyo a esta causa en un inicio en el video de “Indian Givers”, el primer sencillo promocional de su próximo álbum ‘Peace Trails’.

A %d blogueros les gusta esto: