Zoe Gotusso es una cantante argentina originaria de la provincia de Córdoba. Se popularizó gracias al dúo que formó junto a Santiago Celli, Salvapantallas. Después de un tiempo y de haber sacado un disco con Salvapantallas, Zoe decidió emprender su camino hacia una carrera como solista. Su álbum más reciente fue Mi Primer Día Triste, disco que ha tenido una enorme y gran receptividad por parte del público. En Cúsica pudimos conversar con Zoe para saber más sobre su carrera musical, su disco debut, y además, nos dio su importante y significativa perspectiva sobre la industria musical.

¿Cómo fue tu inicio en el mundo de la música?

Es difícil ponerle una fecha puntual porque creo que la música ha estado siempre y a medida de que he crecido y han pasado cosas, desde la infancia, desde la música en casa, desde tener amigos de mi madre que tocaban, mi madre que cantaba. Creo que siempre estuvo en casa. Ese fue mi primer contacto y después en mi adolescencia agarré una guitarra que había en casa —hablo de los 14 o 15 años— y descubrí que me encantaba cantar y me acuerdo que quería aprender a tocar guitarra para solo acompañarme con la voz con la guitarra y poder cantar y un poco empecé a eso: a descubrir como magia en mi cuarto. 

Mucho por aprender tenía, y tengo, pero viste que cuando tenés una pasión, se hace. Yo volvía del colegio y todos los días me ponía a cantar, a tocar guitarra, todo muy desde mi casa y muy sin profesores o profesoras pero estuvo muy bueno. Siempre tuve una familia que me ha regalado guitarras, me regalaron más adelante un teclado más allá, que no lo toco, como que me han apoyado a su manera.

¿Cómo nace la idea de crear el dúo Salvapantallas?

Santi me escribe por Facebook, y yo estaba en un momento como indagando entre mi música, y como te cuento: guitarra, canto, pero muy sola, muy desde mi cuarto y de repente empecé a conocer gente. Santi me escribe y yo voy a su casa, tomamos en la merienda y cruzamos canciones, canciones que no eran nuestras porque obviamente no nos juntamos el primer día a escribir, y empatizamos muy bien desde lo músico y desde lo humano, y me quedé con él. Él me eligió, yo lo elegí y emprendimos lo que sin saber que estábamos haciendo que era Salvapantallas y que le tengo mucho cariño porque siento que también me trae hasta acá. Me hizo hacer una linda carrera y estando acompañada, primera vez en vivo, primera vez grabando, primera vez en una reunión importante. Siempre tenía un compañero al lado, ahora ya estoy sola que es distinto pero fue muy lindo las primeras veces estar al lado de un amigo.

Santiago Celli y Zoe Gotusso

¿Por qué Salvapantallas no siguió? ¿Tiene que ver con que querías empezar tu proyecto solista?

Tiene que ver con que yo tenía un bichito adentro que era como que ya estaba hablado. Cuándo yo me imaginaba tocando, me imaginaba sola, desde chica, de repente la vida me cruza un amigo colega con el que empiezo a crecer un montón en Salvapantallas y me es muy placentero, me llenaba y me hizo muy feliz pero en un momento ya me picaba mucho ese bichito que tenía dentro. Lo que pasó también es que compuse este disco y sentía que lo quería cantar sola, sentía qué era genuino y más sincero cantar Mi Primer Día Triste sola.

 Fue muy difícil porque mi banda Salvapantallas iba muy bien, empezamos a ver frutos que habíamos sembrado hace más de dos años muy rápido, como festivales, Teatro Ópera, Lollapalooza, como cada vez mejor y se hizo difícil hacerlo sola cuando el resultado estana siendo bueno, pero el argumento que ganaba eran mis ganas de tener este camino solista, y yo creo qué más allá de mi inquietud y mi actuar, a Santi también le estaba pasando algo parecido por dentro, quizás la diferencia fue el decirlo, yo levanté la mano pero solamente puse en palabras una situación que para mí estaba sucediendo. Fíjate qué después, al toque, él sacó un álbum, yo saqué uno, incluso lo sacó antes que yo y me pareció una separación muy sana porque siento que no llegué a que nos pudriéramos, no se puso feo, fue como que estamos acostumbrados a la separaciones muy dolorosas, y no quiero decir que no fue nostálgico o doloroso, pero estuvo muy lindo, como que ahora nos veo a los dos y lo he hablado con él varias veces, como: “mirá que lindo que estamos, vos con tu disco, yo con el mío” nada, alegría.

¿Cómo y por qué nace la idea de mostrar al público a través del documental Retrato en Movimiento todo el proceso de creación del disco? 

Por un lado, yo recién salía de Salvapantallas y estaba grabando un disco nuevo y me parecía que era una buena forma de presentarme en pocos minutos. Yo tenía ganas de salir, y hoy salir es a través de las redes, a través de la web, a través de un documental y para mí era como presentarme y también contarle a la gente lo que estoy haciendo. Digo esto porque la gente me ve cómo que yo venía plantando semillitas con Salvapantallas y de repente quería de toda esa gente se entere y “bueno, es momento de poner pausa y soy Zoe, y este va a ser mi proyecto, estas son mis canciones y ahora estoy en esta”. Es una manera de comunicar a la gente y que se suba, e invitar a todos y a todas a mi nuevo barco que es este proyecto. 

¿Cómo te recibió el público cuando anunciaste tu nuevo proyecto solista? ¿Cómo te reciben en esta nueva etapa de tu carrera?

Creo que cuando Salvapantallas se separó, mucha gente me aconsejó no hacerlo, mucha gente entra en el drama y en la nostalgia y a lo que estamos acostumbrados cuando hay una separación de algo. De todas maneras en el momento que yo dije que iba que estaba trabajando en un álbum sola, como que sentí todo muy positivo, siento que la gente me ha apoyado, me viene apoyando, y me sigue apoyando un montón. Hasta el día que subí la primera canción, me acuerdo de estar como expectante a ver si había respuestas, o si la gente la escuchaba, estaba como re-nerviosa y la respuesta fue muy positiva, yo siento eso. De repente lancé un proyecto nuevo, me corrí de un lugar, estoy en otro lugar, y siento que la gente sigue ahí, escuchando.

¿Cómo te sentiste cuando salió Mi Primer Día Triste? Siendo este tú álbum debut

Te voy a ser sincera: por un lado, está bueno decir que cuando uno lanza el disco es porque ya hace meses lo viene trabajando, entonces en esos meses de creación y de hacerlo y de producir, de cumplir un sueño produciéndolo a esa escala con ese productor y esos músicos, yo estaba como en un sueño, y en el momento de lanzar el disco me tocó la pandemia, y me costó mucho. Entonces me puse triste porque no podía tocarlo y como que mi plan en mi cabeza era tocarlo, iba a hacer giras y no pude hacer nada, era un proyecto que todavía no ha tenido ese contacto, pero siempre también pensé ‘que lindo en tiempos tan difíciles poder haber grabado un disco y estar regalando algo que para muchos va a ser una alegría o un abrazo o un mimo’, así que como que tuve más de un sentimiento de todas maneras, he hasta llorado conmigo sola de la emoción de nada, de mirar atrás y de decir “que miedo, cómo hice ese movimiento” y ahora estoy acá, en este proyecto, estoy lanzando un álbum y tanta gente linda se ha sumado a acompañarme a este lanzamiento, desde los músicos hasta el equipo, desde Sony, como teniendo 22 estando en Uruguay grabando un disco increíble. 

Ha sido muy lindo, ha sido un gran debut para mí y a pesar del año pandémico, todavía me falta contacto con la gente que yo siento que es lo más fuerte, pero nada, veo mi disco y creo que siempre, toda la vida lo voy a abrazar muy fuerte. A pesar de después poder criticarme y decir quiero hacer otra cosa, quiero descubrirme acá, quiero componer una canción que me incomode más, eso no importa, pero lo abrazo con mucho cariño a mi disco.

Después del reciente estreno del video de María, quería preguntarte sobre esta canción ¿En qué se inspira María? ¿Hacía quién va dirigida?

Todos me preguntan quién es María. Para mí, María es una mujer, pero es la tierra. 

Yo cuando escribí María quería una canción latina, que se sienta caliente, que sea bossa nova. Como que siento que la voz junto a esa guitarra tiene algo mántrico, tiene algo como de un canto ancestral. Yo le estoy cantando una mujer que para mí es la personificación de la naturaleza, y como que yo también quería dar un mensaje lindo.

Yo todo esto lo pienso después de hacerla, pero me gusta mucho decir “las flores van a volver a crecer”, y me gusta mucho decir “no llores, los amores vuelven a crecer”, como qué para mí es tan importante el mensaje que dejamos, como la gente que hace arte o música o canciones, como también la gente que crea cosas y tiene una responsabilidad de lo que está diciendo. Para mí esa canción va entre lo latino y la personificación de la naturaleza, cantarle al verde, no sé, yo sentía eso. Para mi María no es una mujer de la vida real, es como una mujer mucho más grande que nosotros, que es la naturaleza, esa es mi visión.

Sabiendo que todo este primer disco es muy significativo para ti, ¿Con cuál de todas las canciones del disco te identificas más y por qué?

Para mi fue muy importante Mi Primer Día Triste que le da el nombre al álbum, porque el álbum no es un álbum triste, para mí es un álbum más alegre que triste pero yo, cuando empecé a escribirlo, la primera canción que salió fue Mi Primer Día Triste y la letra es de esas canciones que escribí en 20 minutos y estábamos probando sonido para un show de Salvapantallas y yo estaba atrás llorando, porque no estaba bien ese día y escribo esta canción y cuando me toca probar sonido, la toco y me acuerdo que los chicos me miraron como diciendo “¿y esto?” (risas), y cuenta que estaba creando algo.

Esa canción significó eso para mí, como empezar algo mío, y también hablar de mi tristeza, que siempre es como que la gente se me acerca y me dice “qué dulzura, qué paz, que alegría que transmitís”, y creo que también está bueno que sepan que tengo mis días tristes, y que tengo mis días que no siento paz, pero bueno, me excede lo que transmito, por eso elegí ese nombre del álbum, porque está bueno hablé de los días tristes también. 

¿Quiénes han sido tus influencias más importantes desde siempre?

María Elena Walsh ha sido una influencia, Jorge Drexler ha sido otra, mi madre, Sol, ha sido otra, Natalia Lafourcade más de adolescente pero Julieta Venegas más de niña. Amy Winehouse sonaba mucho en casa, Los Beatles también.

¿Qué es lo que más te gusta de hacer canciones y qué es lo que más te gusta de entregarle tus canciones al público?

Lo que más me gusta de hacer canciones es cuando las comparto con amistades. Cuando componemos de más de a uno, que tengo amigos o amigas con las que compongo y he sentido como magia cuando compongo algo. Cuando lo terminamos y lo escuchamos, la grabamos y después la ponemos en el parlantito y es como: woao. Cuando creas algo, lo mágico de crear algo que nadie te va a quitar y que ya depositas en el mundo y encima es infinito. Hasta cuando yo me muera, esas canciones van a seguir, eso me parece muy mágico, entre el compartir y la creación de algo.

Lo que más me gusta de regalar son los sentimientos que puedes generar que me exceden. Yo no estoy pensando en eso cuando creo, soy muy egoísta y estoy pensando en lo que tengo ganas de decir y en lo que estoy sintiendo en ese momento, y el momento. Ese es un momento muy lindo para los que hacemos canciones, de sacar un álbum porque nos vuelve toda esa energía y todos esos lindos mensajes, que son causa de que hay gente que le están pasando cosas o tristes o felices, pero eso me parece muy mágico. Yo no pienso eso cuando lo hago, obviamente ahora digo “que lindo, cuando saque otro álbum de nuevo va a ser este mimo”, pero trato de no condicionarme y de dejarme ser en la composición.

Durante el tiempo que llevas trabajando dentro de la industria musical, ¿Qué ha sido lo mejor y qué ha sido lo peor de este mundo?

Lo mejor es el respeto que me dan mis colegas, los que trabajan en la oficina, los que trabajamos en el escenario, los que están abajo, los que están en las cámaras. Como que soy una persona que no tengo enemigos, tengo muchos amigos, muchos colegas, se me recibe con mucho cariño y con respeto y es como algo que me pone la piel de gallina y a su vez es algo que no me gusta, es difícil. El machismo en el mundo siempre ha sido bastante hostil. Estar en un estudio y que cuando hablen de acordes y que no te miren. También te estoy mencionando como por un lado el respeto y por otro lado el “no respeto”. 

Yo soy muy trabajadora, muy pasional y muy genuina con lo que hago. El machismo no es algo que voy a poder combatir sola, pero es algo que con mi respeto y con mi trabajo he dejado claro como que ya no me pasa tanto. Esta es una industria machista, eso es lo feo. Este mundo es machista, pero  estamos como desconfigurando eso pasito a pasito y quizás en la música se siente mucho. Cuando llegas a un venue, el 95% de los que tocan son hombres. Está cambiando mucho acá en Argentina, se le está dando lugares a las mujeres y eso me llena de orgullo, y aparte a mí me encantan las mujeres, pienso que hay proyectos increíbles y mujeres a la cabeza que son increíbles, entonces es una cosa que no me gusta y creo que es bastante obvia.

Justo hablando del tema del machismo dentro de la industria, ¿Cómo lo has vivido tú? Desde que entraste a la industria, ¿cómo has vivido el proceso de cambio en ese aspecto? 

He pasado por momentos feos y difíciles; de todas maneras, siempre cuando me comparan con colegas femeninas del pasado, sé que ha sido  mucho más difícil. Tampoco me puedo dar el mérito, siento que desde mi responsabilidad y desde estar liderando una banda en donde estoy yo, debo hacerlo. También el haber salido, por ejemplo, de un dúo y para ser un momento solista y ser mujer, estoy como militándolo y estoy dando lugar, estoy siendo referente para muchas niñas y muchos niños y eso me parece importantísimo. Creo que con la acción y con el trabajo se logra, y con hablarlo y evidenciarlo.

Todo lo qué pasa en la música, pasa en el mundo. La música es un mundo que tiene el chip machista. No quiero decir cosas obvias, como que el discurso está tan hablado, y está buenísimo hablarlo. Trabajo día a día, soy mujer, me encanta ser mujer, me encanta me encanta haber nacido en el cuerpo y en el alma de una mujer, me siento muy femenina, me gustan las mujeres, entonces como que estoy orgullosa del espacio que ocupo frente a un mundo tan machista y hacer frente a eso. Yo creo que se logra desde el hablarlo, evidenciarlo y desde trabajar y cuando he estado incómoda en situaciones, levantar la voz y no quedarse callada, que lo he hecho a veces. Es algo que aprendo día a día de situación en situación.

Estamos todos y todas aprendiendo. Yo creo que está cambiando un montón, lo siento mucho, pero está cambiando desde que empezó el mundo, porque el mundo empezó muy distinto a cómo es hoy y espero que de acá a 50 años o 100 años, sea muy distinto y cómo lleguemos a esta igualdad de verdad porque hoy no está.

Disco más escuchado en cuarentena

No quiero ser obvia porque obviamente he escuchado el disco de C Tangana y el disco de Kali Uchis, ambos me gustaron. También escuché el de Justin Bieber pero quizá el me pegué más fueron los de C Tangana y el de Kali Uchis. 

Un disco más viejo que he escuchado es este de Eduardo Mateo, que es un uruguayo, y se llama Mateo Solo Bien Se Lame. Él es un uruguayo que me encanta, lo descubrí ahora.

También escuché otro artista que se llama Paolo Conte y te voy a recomendar su canción Sparing Partner.

A %d blogueros les gusta esto: