El nuevo artísta venezolano, Jesús Agustín, comenta que las fórmulas tradicionales no son su fuerte y su prueba es el haber conseguido abrirse paso con su nueva producción musical en la industria sin padrinos, pero con una voluntad arrolladora.

Esas pequeñas cuerdas que nos atan a las personas que hemos amado, ese preciso instante en el que te das cuenta de que acabó. Jesús Agustín despliega ante nosotros una colección de sentimientos en su nuevo single Little Strings.

Desde que se estableció en los Estados Unidos entró en contacto con el artista que estaba dormido en su interior y asegura que su música es la prueba de lo que sucede cuando se toma la decisión de dejar de ser un espectador de tu propia vida.

‘Nueva York funcionó para mí como un playground. Allí también descubrí el karaoke, mi pasión por estar en el escenario y dar mi propia versión del performance’, comenta Jesús Agustín en una nota de prensa.

La verdadera historia de Little Strings es una de deseo, perseverancia y desdén por los patrones que afirman tener la clave del éxito.

Escucha aquí lo nuevo de Jesús Agustín.

A %d blogueros les gusta esto: