El Ex-Beatle Paul McCartney había estado haciendo esfuerzos para modernizar su sonido desde el lanzamiento de ‘New’ en 2013, proceso que lo llevó a colaborar con figuras clave del pop y el rock moderno como Kanye West, Dave Grohl y Rihanna.

Estos esfuerzos pagaron dividendos en su nuevo disco ‘Egypt Station’ donde el trabajó con productores como Greg Kurstin (Adele, Foo Fighters) y Ryan Tedder (Vocalista de One Republic) para crear un sonido que mantuviera su identidad pero fuese más accesible, lo que lo llevó al número uno de discos en Billboard.

Es la primera vez que llega a este puesto en 36 años, cuando lanzó el aplaudido ‘Tug Of War’ y es la primera vez que uno de sus discos como solista debuta en el sitial  de honor del top 200.

Comentario

comentario

A %d blogueros les gusta esto: