El mes pasado, el rapero estadounidense Lil Pump violó la ley luego de conducir sin licencia en la ciudad de Miami, por lo que fue arrestado y se le colocó en arresto domiciliario, ya que también tenía matrículas que no coincidían con su carro.

Sin embargo, cuando parecía que todo se arreglaría luego de cumplir su sentencia de libertad condicional, el artista violó una vez más la ley al salir de la ciudad sin permiso de las autoridades policiales y judiciales, por lo que pagará con dos meses de prisión.

Pocas horas de haberse publicado esta noticia, el propio Lil Pump también lo anunció en sus redes, diciendo: “Escuchen todos ustedes, iré directo al grano. Todos han visto lo que sucedió en Miami, donde me arrestaron por una mierda, así que estoy en libertad condicional en LA, acabo de violar mi PO, así que ahora tengo que ir y hacer un par de meses en prisión” y quiso dar un mensaje a los más que pequeños, “Escuchen chicos: quédense en la escuela, no jodan como yo”.

Aunque no todo son malas noticias, ya que el artista estrenará su disco debut ‘Harvard Dropout’ el próximo 14 de septiembre mientras se encuentra aún en prisión.

 

Comentario

comentario

A %d blogueros les gusta esto: