Escuchar una banda de metal en las olimpiadas no era algo que sabíamos era necesario en nuestras vidas pero resulta que no sabemos nada.

Para su rutina larga la pareja de patinadores franceses Vanessa James y Morgan Cipres utilizó la explosiva versión de Disturbed del clásico de Simon y Garfunkel “The Sound Of Silence”.

Aunque no consiguieron medalla podemos decir que es de nuestras parejas favoritas, aunque quizás no sea tanto consuelo.

Comentario

comentario

A %d blogueros les gusta esto: